ACLARACIÓN

El Blog FARABUNTERRA, no tiene ninguna responsabilidad por el contenido de los sitios que han sido citados como fuente, los cuales se seleccionan según las normas del diálogo abierto y civilizado.
Las imágenes y productos multimedia, son extraídos en su gran mayoría directamente de la Red. En el caso de que la publicación de algún material pudiera lesionar derechos de autor, pido por favor ser notificado por correo electrónico ubicado en la parte superior para su inmediata remoción
.
PARA NUESTROS ENEMIGOS IDEOLÓGICOS LES DECIMOS DESDE SIEMPRE: NO NOS CALLARÁN!!!
TODOS SOMOS UNOS!

martes, 12 de octubre de 2010

LOS NECIOS


http://resistenciahonduras.net/images/stories/invitacion-01.jpg

Conferencia de Prensa para informar de los resultados de la reunión del Comité Ejecutivo del FNRP con la participación de su Coordinador General Manuel Zelaya Rosales.

Lugar: Portón Principial de la Universidad Pedagógica

Fecha: martes 12 de octubre de 2010

Hora: 10:00 am

(Esta conferencia de prensa será transmitica en vivo a través de la página oficial del FNRP, www.resistenciahonduras.net)

http://sphotos.ak.fbcdn.net/hphotos-ak-ash2/hs381.ash2/65895_491641786056_649341056_6886077_6881071_n.jpg

1.

Honduras resiste

Zazpika (Gara)


El verano pasado, Honduras sufrió un golpe de Estado impulsado por la oligarquía y ejecutado por el ejército. Desde entonces, un movimiento de masas, el Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP) lucha por conseguir lo que al presidente Manuel Zelaya no le dejaron hacer: un referéndum para consultar al pueblo si es que desea organizar una asamblea constituyente para que al fin llegue la igualdad real.

"Trabajo diez horas al día seis días a la semana, no le puedo decir mi nombre, usted sabe lo que sucedería. En McDonald´s me hacen firmar un contrato en el que aparentemente me pagan el salario mínimo, las 5500 lempiras (225 Euros), pero es un acuerdo falso, pues a la hora de abonarme, me restan 1000 de ese mínimo establecido. Está asumido, es lo normal aquí". Cristina, según sus amigas, tiene mucha suerte. Trabaja en una multinacional de comida rápida que por pertenecer al grupo INTUR (grupo que comprende mas de 80 multinacionales representadas por la oligarquía local) no paga nada, absolutamente nada, de impuestos. La razón por la que sus compañeras la consideran afortunada no queda lejos de casa. La tía de Cristina es dueña de una pulpería (pequeño economato de barrio) y en ella ha de trabajar toda la familia para poder hacer frente a todos los impuestos que no pagan los dueños de INTUR al Estado, grupo que comprende multinacionales como Kentucky Fried Chicken, TEXACO, Pizza Hut o Dunkin´Donuts.

Honduras es prácticamente una propiedad privada. Los Facusse, los Roshental, Canahuati y demás familias de empresarios poseen el país de forma literal: tierras, periódicos, bancos, playas, fabricas, hoteles, aeropuertos, televisiones, cementeras y hasta McDonald´s... Cuando algún sindicato de trabajadores o asociación estudiantil les denuncia por sus abusos, utilizan a la magistratura o a la policía para reprimirlos. En último lugar, cuando se pierden las elecciones (el control político) o la gente se tira a la calle (el control social) se recurre al Ejército, como ha sucedido históricamente en Latinoamérica, y como sucedió tenebrosamente, el 28 de junio del año pasado, fecha en la cual el depuesto presidente Manuel Zelaya Rosales quiso colocar durante aquellas frustradas elecciones presidenciales, una cuarta urna (no vinculante) con la que se pretendía consultar a los ciudadanos si deseaban cambiar una constitución formulada por y para unos pocos.

"Reduzcamos el Estado a su mínima expresión y vendamos Honduras" fueron las dos rotundas premisas sobre las que el consejo de la empresa privada y el embajador estadounidense, John Dimitri Negroponte (famoso por apoyar el terrorismo de estado en toda la región centroamericana durante los años ochenta) forjaron la constitución de 1982. Aquella carta magna fue creada sobre dos ejes. Uno de ellos era, en palabras del consejo de la empresa privada, "vender Honduras", y el otro "no dejar que el Estado entorpezca el progreso". En realidad pura doctrina Monroe mediante la cual, los empresarios del país dejaron al Estado, como ellos querían, es decir, sumamente debilitado; perfecto para el saqueo que cometieron esas elites locales con la ya clásica colaboración estadounidense. La sorpresa llegó cuando el liberal Zelaya ganó las elecciones y dio, en el 2006, un golpe de timón a la política tradicionalista del parlamento para pasarse a las políticas sociales, algo que según el presidente usurpador y golpista Roberto Micheletti fue, paradójicamente, "traición a la patria".

"Manuel Zelaya Rosales, proveniente de una rica familia de ganaderos de Olancho es un político liberal que cometió el pecado de optar por los pobres, y eso en Centroamérica, sabemos bien que se paga caro" afirma una enfermera del hospital San Felipe. "Nos dobló el salario mínimo, trajo médicos cubanos para curarnos gratis e ingresó al ALBA (Alternativa Bolivariana para América) consiguiendo combustible barato para el país. Hizo lo que nadie antes". Para Esdras Amado López, director del censurado Canal 36, "todos estos cambios en aras de la igualdad y la mejora social fueron insoportables para los empresarios, que no dudaron en desplegar toda su artillería mediática contra el Gobierno". Periódicos pertenecientes a la oligarquía como "El Heraldo" calificaron la subida salarial de "desmedida", pues la consideraban, "demasiado elevada". Según ellos, una familia podía vivir perfectamente con 120 euros al mes, "como antes de las ingerencias estatales".

Por todo esto, en la mañana el presidente Zelaya fue sacado en pijama de su dormitorio, después de que un grupo de militares ametrallase la puerta de su casa. Los propios canales de televisión privados, pertenecientes a las elites del país y fervientes defensores de la democracia y la libre expresión, desvalijaron los equipos audiovisuales del palacio presidencial para que no se pudiese informar a la desconcertada población, y los pocos medios independientes que existían, como Canal 36 o Radio Globo, fueron ocupados militarmente y clausurados. Mientras, Zelaya era llevado a la enorme base militar de los Estados Unidos en la cercana Palmerola, y de allí expulsado a San José en un avión privado que contó con todas las facilidades de Costa Rica para aterrizar "sin permiso", entregar al presidente secuestrado de un país "amigo" y desaparecer de nuevo con rumbo "desconocido" sin tener que dar explicaciones.

Una vez desterrado el presidente, el gobierno golpista, liderado por Roberto Micheletti, un político y empresario conservador experto en perder elecciones, dijo que Zelaya había violado la constitución, y que si regresaba, sería juzgado y encarcelado. Les fue difícil de explicar a la comunidad internacional y a los propios hondureños el porque, habiendo violado Zelaya "presuntamente" la constitución, hubo de ser expulsado del país y no juzgado, y por otro lado, ¿cómo podía ser antidemocrático o inconstitucional realizar un referéndum, que además era no vinculante? Mientras, la agresividad de los militares al servicio de la oligarquía era encubierta mediáticamente por el funeral de Michael Jackson, y unos cuantos medios de comunicación españoles con tentáculos en la esfera empresarial de América Latina tildaban el golpe de "restitución presidencial".

Sin embargo, ni la Unión Europea, ni la Organización de Estados Americanos, ni Naciones Unidas, validaron (probablemente mas por cautela que por ganas) en forma alguna el golpe. Solo la CNN (que no es poco) dio legitimidad a lo sucedido. En lugar de golpe y dictador hablaron de "sucesión forzada" y "nuevo gobernante".

Frente a toda esta maquinaria militar, empresarial y mediática, el pueblo hondureño optó por la organización desde las primeras horas del golpe a la democracia. En un conocido local sindical de Tegucigalpa, el recién nacido FNRP (Frente Nacional de Resistencia Popular) aglutinó, de entre muchos sectores sociales, a las feministas, los maestros, las trabajadoras, los artistas y estudiantes del país, impulsando, desde la base, a Juan Barahona, Rafael Alegría y Carlos H. Reyes como líderes e interlocutores del sentir popular.

En un país históricamente considerado dócil y desideologizado "por comparársele con sus combativos vecinos de Nicaragua, El Salvador o Guatemala" la gente salió a la calle en masa por primera vez. Sin medios ni presupuesto y bajo toques de queda y asesinatos, el FNRP ha puesto cuanto menos, en marcha al pueblo. Para Juan Barahona, portavoz del FNRP, "la toma del poder por parte del frente, podrá llegar o no, pero ya algo ha cambiado... La gente ha adquirido conciencia política".

A mas de un año del golpe de estado, y con Zelaya todavía en el exilio, el FNRP ha sobrepasado por tiempo, número y acción, al depuesto mandatario. Ya el frente es un ente autónomo, participativo, con fuerza y proyecto propio, que aglutina a miembros del partido liberal fieles a Zelaya, a comunistas, a grupos cristianos de base o social demócratas. Según Barahona, "el objetivo prioritario no es el de resistir, sino lograr ese referéndum que apruebe una asamblea constituyente para determinar como es que el pueblo hondureño quiere vivir". Para ello están lanzando una exitosa campaña de recogida de firmas y luchando con audacia en todos los terrenos posibles, hasta tal punto, que actualmente, el propio relevo del golpista Micheletti, Pepe Lobo (quien también perdió anteriormente frente a Zelaya, y accedió al poder en unas elecciones fraudulentas de mínima participación) ha comenzado a hablar de cambios en la constitución vigente.

Pero este recorrido hacia la organización y unidad popular no ha sido un camino de rosas. En poco mas de un año, se ha desarrollado una guerra integral de desgaste que ha ido destinada a intimidar y debilitar las segundas filas o terceras filas del FNRP. Periodistas de provincias que denunciaron abusos, abogados humildes, defensoras de los derechos humanos en los barrios y varios sindicalistas han ido cayendo uno tras otro sin que la prensa internacional "ni por supuesto casi toda la nacional" haya mostrado el mas mínimo interés.

"Hasta hoy -advierte Barahona- hemos renunciado al uso de la violencia para luchar por nuestros derechos y defendernos, pero llegado cierto punto la posibilidad de utilizar dicha herramienta, está ahí, no la descartamos".

En la actualidad, los miembros o simpatizantes del FNRP a los que han asesinado no son los rostros mas destacados, sino militantes menos conocidos que no fuerzan la condena internacional de las elites, por ejemplo, europeas. Pero hoy, además de los atentados, un nuevo y sigiloso método de represión se impone a otros. Es el del secuestro express. Policías uniformados o de paisano -según numerosas denuncias, en muchos casos son miembros de las fuerzas especiales llamadas Cobras- capturan a un presunto activista del FNRP, lo llevan a un punto desconocido y lo interrogan con violencia física y psicológica.

En la sede del COFADEH (Comité de Familiares de Detenidos y Desaparecidos en Honduras) organización de derechos humanos que surgió en los ochenta para documentar y denunciar los asesinatos de estado que se dieron en aquella etapa de la guerra sucia, la veterana directora, Ninoska Benítez, alerta sobre el incremento de la violencia estatal en este último año de régimen golpista iniciado por Roberto Micheletti y continuado por Pepe Lobo. "El botadero de cadáveres que se utilizó en los ochenta vuelve a estar activo", Ninoska se refiere a "la montañita", un conocido vertedero de basuras en el que las fuerzas de seguridad del Estado arrojaban los cuerpos de los jóvenes activistas hace veinticinco años.

Manuel de Jesús periodista de la emisora independiente Radio Globo ha sido, como tantos otros, secuestrado, interrogado y torturado. Cuando le arrojaron al basurero pudo escapar, pero las cínicas medidas cautelares impuestas mas tarde por un juzgado le exigían la presencia policial en la puerta de su casa, por lo que no le quedó mas remedio que refugiarse en Nicaragua. "Me secuestra y me tortura la policía y luego mandan a la policía a mi casa para protegerme. No tuve mas remedio que huir". Y como él, muchos mas jóvenes que fueron "fichados" gracias a una táctica "contra insurgente" de estos funcionarios formados en los ochentas por las cloacas de Washington. "En las primeras manifestaciones se produjeron activistas heridos, la policía discretamente indicó a las ambulancias que los llevasen a hospitales militares, utilizando como excusa que los otros estaban desbordados. Gracias a esa hábil maniobra, ya en los primeros días crearon un censo policial de los jóvenes mas contestatarios" denuncia Ninoska Benítez frente a los retratos de varios jóvenes desaparecidos.

El año pasado, cuando Zelaya hizo un amago de entrada al país poniendo un pie sobre la frontera de Nicaragua con Honduras, se vivió un momento histórico y determinante del movimiento de resistencia popular. Miles de hondureños acudieron a la localidad fronteriza de Alauca para recibir a su legítimo presidente. La cantidad de gente que acudió a honrar la pretendida llegada desbordó a un ejército nervioso que cerró la frontera, retuvo durante tres días en una carretera (un auténtico campo de concentración improvisado) a miles de desatendidos ciudadanos y asesinó, previa tortura de sesenta punzadas por todo el cuerpo, a Pedro Magdiel, un joven activista del FNRP que prendió un llanta en protesta por el estado de sitio perpetrado contra los civiles indefensos. Sin embargo, hubo cientos de hondureños que no se resignaron ante al cerco impuesto por los militares y decidieron cruzar hacia Nicaragua por las montañas, con el fin de encontrarse con el presidente al otro lado. En este arduo y largo camino, militares, helicópteros y demás fuerza armada humillaron y abusaron de aquellos ciudadanos desarmados, que una y otra vez sorteaban, por las inhóspitas veredas, la represión militar, eludiendo responder con violencia a un régimen que los arrollaba y los neutralizaba. Fue en ese momento, cuando sectores del frente estuvieron a punto de optar por la vía armada.

"Ese era el momento idóneo para comenzar la insurrección armada contra el régimen. Quedó claro frente a las cámaras de TeleSur y demás medios veraces, que el ejército a las ordenes de Micheletti, nos estaba reprimiendo una y otra vez, sin dejar el mas mínimo espacio al diálogo, la razón o la propia vida". Para Edgar, un joven con el que ZAZPIKA cruzó a Nicaragua por las montañas, y que hoy se encuentra haciendo una vida discreta en Tegucigalpa, fue decepcionante ver como a la comunidad internacional le ha dado igual el hecho de que en el FNRP fuesen pacíficos. "Tras esos episodios del verano pasado la violencia contra el pueblo no ha hecho mas que crecer y crecer. Les sale gratis matarnos". Para el poeta y escritor del FNRP, Fabricio Estrada "Hay un clima de impunidad total. Dieron un golpe, y no les pasó nada. Robaron, y no les pasó nada. Mataron a gente, y no les pasó nada, entonces, ¿porqué motivo se iban a detener? Todo lo contrario, su violencia va a mas pues ha sido legitimada por el Estado y los medios". Solo en lo que va de año, se han contado ocho periodistas asesinados (el país del mundo con mas periodistas fatalmente atacados) miles de arrestos improcedentes, medios de comunicación cerrados, cientos de torturados y docenas de asesinados. El Gobierno, para lavarse la cara internacionalmente ha creado una comisión "de la verdad", pero el frente ha creado una comisión independiente a la que llaman, la "de verdad". Según Estrada, "la verdad es aquí violentada constantemente. El caso de Zacate Grande, es un ilustrativo ejemplo del sistema feudal y censor en el que viven hoy comunidades enteras".

Zacate Grande es una pequeña comunidad extremadamente pobre del pacífico hondureño. Este año, gracias a una donación, han podido inaugurar una humilde radio comunitaria, "La Voz de Zacate Grande". En ella han comenzado a emitir música y abrir debates. El "problema" ha llegado cuando Miguel Facussé, uno de los hombres mas ricos de Honduras y dueño de la tierra que rodea las chabolas de los zacateños, se enteró de que en la radio hablaban de política y derechos humanos. Fue entonces cuando Facussé mandó a sus guardias privados golpear y disparar para dar por cerrada la emisora. Como sus propios métodos violentos no conseguían doblegar la voluntad de la paupérrima comunidad, el pasado mes de junio utilizó la violencia legal mandando trescientos policías y militares con una orden de busca y captura de los cinco campesinos que construyeron la caseta de la emisora. El juez que puso la fuerza pública a su servicio, ha terminado por aprobar completamente la denuncia de Facussé y la radio ya se ha cerrado. Esas gentes a las cuales se les mueren los bebes de catarros y diarreas o que no disfrutan de agua corriente ni luz, el multimillonario les acusa de defraudación fiscal e impacto medio ambiental. En el mismo momento en el que el abogado leía a los sin tierra la orden judicial, ZAZPIKA estuvo presente en la comunidad. Los cinco lideres comunitarios denunciados que desde ese momento han pasado a la clandestinidad resumían lo sucedido con una simple pregunta: "¿Conoce usted la canción de Manu Chao, aquella del señor Matanza? Pues eso. No hace falta que le platiquemos mas". En el momento de nuestra marcha se escuchaba a Hillary Clinton por "La voz de América" pedir a la comunidad internacional "que se reconozca al nuevo Gobierno democrático de Honduras". En la caseta de "La Voz de Zacate Grande", tras el paso de la fiscalía, hoy hay un precinto policial que habla por si solo: "Escena del crimen". No podía ser mas cierto.


http://resistenciahonduras.net/images/stories/septiembre2010/ramon_custodio.jpg

Ramón Custodio, 30 años de ser agente de la CIA pagado por la Embajada Norteamericana

2.

Ramón Custodio. Para Mel pidió golpe de Estado, para él un referéndum revocatorio

Red Morazánica de Información

Tegucigalpa 11 de octubre de 2010. Después de participar en la planificación y ejecución del golpe de Estado, el Comisionado de Derechos Humanos Ramón Custodio López, pidió hoy al Congreso Nacional mediante un comunicado a convocar aun referéndum sobre si permanencia en el cargo.

“En aras de contribuir a la restauración de la conciliación nacional mediante la práctica democrática… la formal petición para que los honorables diputados apoyen la mayoría calificada para llamar a un referéndum sobre su permanencia o no en el cargo, conforme lo dispone la Constitución y demás leyes pertinentes”, dice el comunicado en una de sus partes.

Custodio desconoce de hecho que en derecho las cosas como se hacen de deshacen y si el congreso lo nombró, el congreso también puede destituirlo de la misma forma que fue nombrado.

Con el pedido, Custodio pretendería salir al paso de las presiones que reciben sectores del gobierno para que se destituya al comisionado de derechos humanos, por su participación en el golpe de Estado.

Recientemente el régimen de Porfirio Lobo Sosa, creo el ministerio de Justicia y Derechos Humanos, que dirigirá la ministra asesora en materia derechos humanos Ana Pineda.


http://1.bp.blogspot.com/__mjti8L9-jM/TBVH65KKfZI/AAAAAAAACcM/mJCHzoSL0c4/s400/12+de+octubre.png

3.

"A COLON"

Desgraciado Almirante! Tu pobre América,
tu india virgen y hermosa de sangre cálida,
la perla de tus sueños, es una histérica
Un desastroso espíritu posee tu tierra;
donde la tribu unida blandió sus mazas,
hoy se enciende entre hermanos perpetua guerra,
se hieren y destrozan las mismas razas.
Al ídolo de piedra remplaza ahora
el ídolo de carne que se entroniza,
y cada dia alumbra la blanca aurora
en los campos fraternos sangre y ceniza.
Desdeñando a los reyes nos dimos leyes
al son de los cañones y los clarines,
y hoy el favor siniestro de negros beyes
fraternizan los Judas con los Caínes.
Bebiendo la esparcida savia francesa
con nuestra boca indígena semi-española,
dia a dia cantamos la Marsellesa
para acabar danzando la Carmañola.
Las ambiciones pérfidas no tienen diques,
soñadas libertades yacen deshechas.
Eso no hicieron nunca nuestros Caciques,
a quienes las montañas daban las flechas!
Ellos eran soberbios, leales y francos,
ceñidas las cabezas de raras plumas;
Ojala hubieran sido los hombres blancos
como los Atahualpas y Moctezumas!
Cuando en vientre de América cayó semilla
de la raza de hierro que fue de España,
mescló su fuerza heroica la gran Castilla
con la fuerza del indio de la montaña.
Pluguiera a Dios las aguas antes intactas
no reflejaran nunca las blancas velas;
ni vieran las estrellas estupefactas
arribar a la orilla tus carabelas!
Libres como las águilas, vieran los montes
pasar los aborígenes por los boscajes,
persiguiendo los pumas y los bisontes
con el dardo certero de sus carcajes.
Que más valiera el jefe rudo y bizarro
que el soldado que en fango sus glorias finca,
que ha hecho gemir al Zipa bajo su carro
o temblar las heladas momias del Inca.
La cruz que nos llevaste padece mengua;
y tras encanalladas revoluciones,
la canalla escritora mancha la lengua
que escribieron Cervantes y Calderones.
Cristo va por las calles flaco y enclenque,
Barrabas tiene esclavos y charreteras,
y las tierras de Chibcha, Cuzco y Palenque
han visto engalanadas a las panteras.
Duelos, espanto, guerra, fiebre constante
en nuestra senda ha puesto la suerte triste:
Cristóforo Colombo, Pobre Almirante,
ruega a Dios por el mundo que descubriste!

Ruben Dario 1892.

http://www.cubadebate.cu/wp-content/themes/cubadebate/scripts/timthumb.php?src=/wp-content/gallery/reflexiones-fidel/reflexionesfidel14.jpg&w=300&h=250&zc=1&q=100

4.
El imperio por dentro (Segunda parte)

En la Reflexión de ayer aparece un párrafo clave extraído del libro de Woodward: “Un secreto importante que nunca había sido reportado en los medios ni en ninguna otra parte era la existencia de un ejército encubierto de 3 000 hombres en Afganistán, cuyo objetivo era matar o capturar a los talibanes y en ocasiones adentrarse en las zonas tribales para pacificarlas y obtener apoyo.”

Tal ejército, creado y manejado por la Agencia Central de Inteligencia (CIA), entrenado y organizado como “fuerza especial”, ha sido integrado sobre bases tribales, sociales, antirreligiosas y antipatrióticas; su misión es el seguimiento y la eliminación física de guerrilleros talibanes y otros afganos, calificados como extremistas musulmanes. Nada tienen que ver con Al Qaeda y Bin Laden, un saudita reclutado y financiado por la CIA para luchar contra los soviéticos cuando sus tropas ocuparon Afganistán. Cuando el Vicepresidente Biden viajó a Kabul, a principios de 2009, David Mckiernan, jefe de las tropas de Estados Unidos en Afganistán, le dijo cuando este preguntó por Al Qaeda: “que no había visto ni un solo árabe en dos años allí”.

A pesar de la relativamente breve y efímera importancia que los principales medios internacionales de prensa dieron a “Las guerras de Obama”, estos, sin embargo, no dejaron de consignar esta reveladora noticia.

El gobierno de Estados Unidos estaba ante un problema insoluble. En una de las últimas reuniones del Consejo de Seguridad Nacional durante la presidencia de Bush, se aprobó un informe donde se afirmaba: “que los Estados Unidos no podrían mantenerse en Afganistán a menos que se resolvieran tres grandes problemas: mejorar la gobernabilidad, disminuir la corrupción y eliminar los santuarios de los talibanes…”

Podría añadirse que el problema es más grave si se toman en cuenta los compromisos políticos y militares de Estados Unidos con Pakistán, un país dotado de armas nucleares, cuya estabilidad en medio de tensos equilibrios de carácter étnico, había sido afectada por la aventurera guerra de Bush en Afganistán. Cientos de kilómetros de frontera montañosa, con poblaciones del mismo origen que están siendo atacadas y masacradas por aviones sin piloto, son compartidos por Pakistán y Afganistán. Las tropas de la OTAN, cuya moral decrece día por día, no podrán ganar esta guerra.

Sin enormes cantidades de combustible, alimentos y municiones, ningún ejército puede moverse. La propia lucha de los afganos y pakistaníes, de uno y otro lado de la frontera, ha descubierto el punto débil de las sofisticadas tropas de Estados Unidos y Europa. Las largas rutas de abastecimientos se están convirtiendo en cementerio de los enormes camiones y cisternas destinados a esa tarea. Los aviones sin piloto, las comunicaciones más modernas, las sofisticadas armas convencionales, radioeléctricas y hasta las nucleares, sobran.

Pero el problema es mucho más grave que lo que estas líneas expresan.

Seguimos, sin embargo, adelante con la síntesis del espectacular libro de Woodward.

“CAPÍTULO 8

“Jack Keane, General retirado, muy cercano a Hillary Clinton, le advirtió que la estrategia seguida en Afganistán era incorrecta, que el elevado número de víctimas no iba a poner fin a la insurgencia, que esto tenía el efecto contrario, que la única salida era una ofensiva contrainsurgente intensiva para proteger a los afganos. McKiernan no estaba interactuando con los gobernadores de las provincias. Keane le expresó que se recurría mucho a la lucha antiterrorista y la estrategia contrainsurgente no marchaba a la par.

“Keane le propuso sustituir a McKiernan por el Teniente General Lloyd Austin III, segundo al mando en Irak; y también propuso a McChrystal, agregando que éste era, sin dudas, el mejor candidato.

“McChrystal había organizado buenas campañas antiterroristas en Irak, pero los éxitos tácticos no se traducían en victorias estratégicas. Es por ello que la contrainsurgencia era necesaria.

“CAPÍTULO 9

“En la audiencia de confirmación de Leon Panetta como Director de la CIA ante el Comité de Inteligencia del Senado, este afirmó que la Agencia ya no enviaría a los supuestos terroristas a otro país para que fuesen torturados, porque esto estaba prohibido según las órdenes ejecutivas del nuevo Presidente. Él declaró que tenía la sospecha de que la CIA enviaba personas a otros países para que fuesen interrogadas utilizando técnicas que ‘violaban nuestras normas’.

“Hayden lo estaba observando por la televisión y se preguntaba, molesto, si Panetta había ignorado la conversación que ambos habían tenido el mes anterior. Hayden contactó a Jeff Smith, ex asesor general de la CIA, quien estaba ayudando en la transición entre Hayden y Panetta y le amenazó diciéndole: ‘O bien él retira lo dicho en su testimonio público mañana o tendremos el espectáculo donde el actual Director de la CIA le diga al futuro Director de la CIA que no sabe de lo que está hablando’. Hayden dijo que lo expresaría públicamente y que eso no iba a beneficiar a nadie. Al día siguiente fue el Senador Kit Bond, de Missouri, el jefe republicano del Comité de Inteligencia, quien le preguntó a Panetta si él se retractaba de lo que había dicho el día anterior y Panetta dijo que sí.

“Hayden posteriormente se reunió con Panetta y le dijo que había leído sus escritos, donde decía que el gobierno de Bush había seleccionado la mejor información de inteligencia para alegar la existencia de armas de destrucción masiva en Irak. Panetta había culpado de ello a una unidad especial del Pentágono creada por Rumsfeld. Panetta respondió que no era cierto, que había sido un error de ellos, y aceptó que se había producido en ese caso un catastrófico fallo de inteligencia en la agencia de la cual iba a ser director.

“El 13 de febrero el presidente se reunió nuevamente con el Consejo de Seguridad Nacional para discutir cuatro opciones para el despliegue de tropas en Afganistán.

“1. Decidir sólo después de definir una estrategia.

“2. Enviar de inmediato a 17 000 efectivos.

“3. Enviar los 17 000 pero en dos partes.

“4. Enviar 27 000, con lo cual se daría cumplimiento a la solicitud del General McKiernan.

“Clinton, Gates, Mullen y Petraeus apoyaron el envío de los 17 000 de inmediato. Ésta también fue la recomendación de Jones. Richard Holbrooke, en un video de seguridad, advirtió que 44 años atrás el Presidente Johnson debatía lo mismo con sus asesores para el caso de Viet Nam. ‘No se puede olvidar la historia’, agregó. Viet Nam nos había enseñado que las guerrillas ganan en una situación de impasse, y que por lo tanto él apoyaba el envío de los 17 000. Obama finalmente le notificó al Pentágono que había decidido enviar 17 000.

“CAPÍTULO 10

“El objetivo para el gobierno de Obama estaba claro: desmantelar y finalmente derrotar a Al Qaeda y sus aliados extremistas, sus estructuras de apoyo y sus santuarios en Pakistán, y evitar su regreso a Pakistán o Afganistán. Jones, Gates y Mullen se preguntaban si podían confiar en los pakistaníes. Biden proponía reforzar las operaciones anti-terroristas y concentrarse en Al Qaeda y en Pakistán. Obama preguntó si el envío de 17 000 efectivos y posteriormente 4 000 más harían la diferencia y la respuesta fue que sí. Obama preguntó cuánto costaría esta operación y la respuesta fue que no se sabía, que esto sólo era un estudio y que no se había hecho un cálculo del presupuesto, pero que el costo de colocar a un soldado estadounidense en Afganistán, incluidos los pagos como veterano de guerra, el seguro de salud, el costo de la atención a sus familiares, la alimentación y el armamento, ascendía a aproximadamente 25 000 dólares al año. El costo de un soldado afgano en el terreno ascendía a unos 12 000 dólares. Más tarde Obama confirmó que Pakistán sería el centro de cualquier nueva estrategia.

“En una reunión con el Consejo de Seguridad Nacional, Obama dijo que esperaba contar durante al menos dos años con el apoyo popular para su estrategia. Biden expresó que la suerte estaba echada, aunque haciendo notar que disentía, pero aseguró que apoyaría la estrategia del presidente.

“CAPÍTULO 11

“Petraeus se mostraba preocupado. Le preocupaba convertirse en la víctima de sus éxitos anteriores en Irak. Probablemente una contrainsurgencia no era la estrategia correcta en Afganistán, pero Petraeus le había asignado la tarea de estudiar el tema a un grupo de expertos en operaciones y actividades de inteligencia, quienes tenían una opinión contraria. Parecía que el Presidente no había aceptado sus argumentos a favor de una operación contrainsurgente. El presidente anunció en un discurso su estrategia de desmantelar y derrotar a Al Qaeda. Un editorial del diario The Washington Postelogió el plan con el siguiente titular: ‘El precio del Realismo’. El discurso sorprendió a algunos. El presidente personalmente le había hecho cambios al texto. Obama no se había comprometido totalmente con el envío de todas las tropas solicitadas por el ejército. Obama dijo que analizaría la cuestión nuevamente después de las elecciones en Afganistán.

“El Secretario de Defensa Gates parecía cómodo con la decisión: Dos días después declaró que no veía la necesidad de pedir más tropas o pedirle al Presidente que las aprobara hasta tanto no se viera el desempeño de las mismas.

“El Presidente de Pakistán se reunió con Obama en su oficina. Obama le dijo que no quería armar a Pakistán en contra de la India. Reconoció que habían avanzado en Swat pero que el cese al fuego había provocado que los extremistas subvirtieran la legitimidad del gobierno pakistaní, y que el gobierno estuviera dando la impresión de que nadie estaba a cargo. Obama reconoció que Pakistán actuaba ahora con más decisión, lo cual se había hecho evidente por su actuación en Swat y por haber permitido que la CIA lanzara como promedio un ataque con aviones no tripulados cada tres días en el curso del mes anterior. Los pakistaníes habían lanzado una operación con 15 000 efectivos, una de las mayores hasta el momento, contra los talibanes.

“El jefe del Estado Mayor Conjunto se daba cuenta de que la solución del problema afgano estaba justo a la vista, merodeando por los pasillos del Pentágono. McChrystal ya era una leyenda. Había trabajado más que nadie, solucionando problemas y sin protestar. Cumplía a cabalidad todas las órdenes. Gates finalmente anunció que McChrystal sería el nuevo comandante de las tropas en Afganistán. ‘Nuestra misión allí’, dijo, ‘requiere nuevas ideas y nuevos enfoques por parte de nuestros jefes militares’. Posteriormente Obama expresó que él había estado de acuerdo con esta decisión porque confiaba en las opiniones de Gates y Mullen, pero que no había tenido la oportunidad de conversar personalmente con él.

“El 26 de mayo de 2009 apareció en el informe al Presidente uno de los más sensibles reportes de inteligencia profunda. Su título era: Los reclutas de Al Qaeda en América del Norte pudieran hacer cambiar los objetivos y las tácticas en los Estados Unidos y en Canadá. Según el informe, alrededor de 20 partidarios de Al Qaeda con pasaportes estadounidenses, canadienses o europeos se estaban entrenando en los santuarios de Pakistán para regresar a sus países de origen y perpetrar actos terroristas de alto perfil. Entre ellos se incluían media docena del Reino Unido, varios canadienses, algunos alemanes y tres estadounidenses. No se conocían sus nombres. Dennis Blair pensaba que los informes eran lo suficientemente alarmantes y creíbles como para que el Presidente fuese informado. Pero Rahm Emmanuel no estaba de acuerdo. Blair respondió, como asesor de inteligencia del Presidente, que se sentía realmente preocupado y Emmanuel lo acusó de estar tratando de responsabilizarlo a él y al Presidente.

“Al salir de la Casa Blanca Blair estaba convencido de que ambos vivían en planetas diferentes con respecto a este tema. Cada vez más veía una falla en el gobierno.

“CAPÍTULO 12

“El General Jones acostumbraba a viajar él mismo a Afganistán para hacer sus propias valoraciones. Él era de la opinión de que los Estados Unidos no podían perder esa guerra, porque la gente iba a decir que los terroristas habían ganado y este tipo de acciones se iban a ver en África, América del Sur y otros lugares. Las organizaciones como la OTAN, la Unión Europea y las Naciones Unidas podrían quedar relegadas al basurero de la historia.

“Jones visita a los soldados heridos, se reúne con los coroneles y se entrevista con McChrystal. McChrystal le confiesa que Afganistán estaba mucho peor que lo que él esperaba. Advirtió que había sobradas razones para preocuparse y que si la situación no se revertía pronto se haría irreversible. Jones pidió que le enumerara los problemas y McChrystal comenzó a citar toda una letanía de ellos: el número de talibanes en el país era muy superior a lo que se pensaba (25 000). Jones comentó que eso era el resultado del tratado firmado entre Pakistán y sus tribus, pues allí los nuevos talibanes podían ser entrenados sin interferencias. El número de ataques talibanes se acercaba a los 550 semanales y en los últimos meses se había casi duplicado. Las bombas a los bordes de la carretera estaban matando a aproximadamente 50 efectivos de las tropas de la coalición cada mes, a diferencia de la cifra de ocho registrada el año anterior.

“Jones insistía en que la nueva estrategia tenía tres etapas:

“1.- La seguridad.

“2.- El desarrollo económico y la reconstrucción.

“3.- La gobernabilidad por parte de los afganos bajo el imperio de la ley.

“Jones insistía en que la guerra no la iba a ganar sólo el ejército, que durante el próximo año la parte de la estrategia que debía comenzar a funcionar era el desarrollo económico, y que si eso no se hacía bien no iban a haber suficientes tropas en el mundo para lograr la victoria. Jones aclaró que ésta era una nueva época y que Obama no le iba a dar a los comandantes del ejército todas las fuerzas que ellos pedían, como acostumbraba a hacer Bush durante la guerra en Irak. Jones añadió que el Presidente sabía que estaba caminando por el filo de una navaja, lo cual quería decir que no sólo eran tiempos difíciles y peligrosos, sino que la situación podía avanzar en una u otra dirección.

“En la provincia de Helmand, Jones aclaró que la estrategia de Obama estaba destinada a reducir la participación y el compromiso de los Estados Unidos, que él no pensaba que Afganistán debía ser la guerra sólo de los Estados Unidos, pero que había habido una tendencia a americanizarla.

“A su regreso Jones le informa a Obama que la situación era desconcertante; que no había relación alguna entre lo que le habían estado diciendo durante los últimos meses y lo que el General McChrystal estaba enfrentando. Obama le pregunta al fin cuántas tropas se necesitaban y Jones le informa que aún no había un número definido. Él pensaba que era necesario completar las dos primeras etapas de la estrategia -desarrollo económico y gobernabilidad-, o de lo contrario Afganistán simplemente se iba a tragar cualquier cifra adicional de tropas.

“En el Pentágono la reacción era muy diferente. Jones fue acusado de querer poner límites a la cifra de tropas. Éste alegaba que no era justo que el presidente tomara la decisión que había tenido que tomar en marzo, y antes de completar los 21 000 efectivos allí, decidir que como la situación era tan mala se necesitaban de 40 000 a 80 000 efectivos adicionales.

“Entre la Casa Blanca y el Pentágono existía un abismo cada vez mayor, y esto ocurría sólo cuatro meses después de que el Presidente diera a conocer su nueva estrategia.

“CAPÍTULO 13

“Algunos funcionarios del gobierno estadounidense describían el gobierno de Obama utilizando la terminología afgana, y decían que la presidencia estaba poblada por ‘tribus’, lo cual reflejaba sus divisiones. La tribu de Hillary vivía en el Departamento de Estado; la tribu de Chicago ocupaba las oficinas de Axelrod y Emmanuel; la tribu de la campaña presidencial ocupaba el Consejo de Seguridad Nacional, que estaba dirigido por el jefe de gabinete Mark Lippert y el director de comunicaciones estratégicas Denis McDonough. A este grupo le llamaban la ‘insurgencia’.

“La derrota del Talibán requería más tropas, dinero y tiempo que su desmantelamiento. La derrota significaba una rendición incondicional, una capitulación total; la victoria, ganar en el más amplio sentido de la palabra, destruir completamente al Talibán.

“Richard Holbrooke se mostraba pesimista cerca de las elecciones del 20 de agosto en Afganistán y expresó: ‘Si hubiese 10 resultados posibles en Afganistán, 9 de ellos son malos. Todos ellos fluctúan entre la guerra civil y las irregularidades’.

“Tan pronto cerraron los colegios de votación el 20 de agosto hubo reportes de fraude en las urnas. Muchos funcionarios de Naciones Unidas y del Departamento de Estado no abandonaron sus residencias para visitar los centros de votación por razones de seguridad.

“El día posterior a las elecciones Hoolbroke y el embajador estadounidense se reunieron con Karzai, al cual le preguntaron qué haría si había una segunda vuelta. Karzai dijo que él había sido reelecto y que no habría una segunda vuelta.

“Después de la reunión Karzai llamó al centro de operaciones del Departamento de Estado y pidió hablar con Obama o con Hillary. El embajador estadounidense le recomendó al presidente que no aceptara la llamada, pues Karzai se había colocado a la defensiva diciendo que una segunda vuelta era imposible. Obama estuvo de acuerdo en no hablar con él.

“Los informes de inteligencia describían a Karzai como una persona cada vez más delirante y paranoico. Karzai les dijo: ‘Ustedes están en contra mía. Es un complot entre los estadounidenses y los británicos’.

“En el mes de agosto se creó un grupo a fin de que entrevistara a los miembros del grupo estratégico del General McChrystal que recién acababan de regresar de Afganistán, con el objetivo de saber qué era lo que estaba ocurriendo en el terreno, cómo iba la guerra, qué estaba funcionando y qué no. McChrystal le dio al grupo tres preguntas a modo de guía para su estudio: ¿es posible cumplir la misión?; y de ser así, ¿qué es necesario cambiar para que la misión se cumpla?; ¿se requieren más recursos para cumplir la misión?

“McChrystal le pidió al grupo que fuese pragmático y se concentrara en las cosas que realmente funcionaban.

“El grupo llegó a la conclusión de que el ejército entendía relativamente poco a la población afgana. No alcanzaba a comprender cómo las campañas de intimidación lanzadas por los talibanes afectaban a la población. El acopio de información de inteligencia era un desastre. El grupo descubrió que el 70 por ciento de los requisitos de inteligencia se centraban en el enemigo. Algunos miembros del grupo pensaban que dentro de uno o dos años la guerra estaría totalmente americanizada. Los estadounidenses preferían que los aliados de la OTAN aportaran dinero y asesores para las fuerzas de seguridad afganas, en vez de que estuviesen merodeando por todo el país pidiendo apoyo aéreo para atacar a los afganos de apariencia sospechosa.

“El grupo sólo tenía malas noticias para McChrystal. Se podía llevar a cabo la mejor campaña de contrainsurgencia en la historia del mundo, y aún así ésta fracasaría por la debilidad y la corrupción que existían en el gobierno afgano. McChrystal quedó como si hubiese sido atropellado por un tren. De todos modos, le dio las gracias al grupo.

“McChrystal le hizo saber a Gates que necesitaría 40 000 efectivos más. Tras largas discusiones, Gates le prometió que le daría tantos efectivos como pudiera mientras pudiera. ‘Usted tiene un campo de batalla allá y yo tengo un campo de batalla aquí’, le dijo.

“CAPÍTULO 14

“Biden se había pasado cinco horas tratando de diseñar una alternativa para McChrystal, la cual llamó ‘antiterrorismo plus’. En vez de una cantidad intensiva de efectivos, el plan se concentraba en lo que él creía era la amenaza real: Al Qaeda. Esta estrategia ponía énfasis en la destrucción de los grupos terroristas mediante el asesinato o la captura de sus líderes. Biden pensaba que era posible disuadir a Al Qaeda de regresar a Afganistán, y así evitar enfrascarse en la costosa misión de proteger al pueblo afgano.

“Biden pensaba que Al Qaeda tomaría por el camino donde encontrarían menor resistencia y que no regresarían a sus antiguos lugares de origen si:

“1. Los Estados Unidos mantenían al menos dos bases (Baram y Khandahar) para que las Fuerzas Especiales pudieran operar en cualquier lugar del país.

“2. Los Estados Unidos contaran con fuerzas suficientes para controlar el espacio aéreo afgano.

“3. Las redes de inteligencia humana dentro de Afganistán le proporcionaban información acerca de los objetivos que serían atacados a las Fuerzas Especiales.

“4. La élite de la CIA, una fuerza compuesta por 3 000 afganos para operaciones anti-terroristas podían moverse libremente.

“Afganistán debía convertirse en un ambiente ligeramente más hostil para Al Qaeda que Pakistán para que ellos decidieran no regresar.

“Obama necesitaba a alguien que lo guiara. Había estado en el Senado sólo cuatro años, y Biden 35. El presidente pensaba que los militares no podían presionarlo, pero ellos podían aplastar a un presidente inexperto. Biden acudió a Obama, y éste le dijo: ‘Tú eres quien conoces a esa gente. Adelante. Presiona’.

“Obama confesó después que el quería que su vicepresidente fuese un detractor agresivo, y que dijera exactamente lo que pensaba, que hiciera las preguntas más difíciles, porque estaba convencido de que ésa era la mejor manera de servir al pueblo y a las tropas, estableciendo un fuerte debate sobre estas cuestiones de vida o muerte.

“Obama convocó a un pequeño grupo de los más experimentados miembros de su equipo de seguridad nacional para analizar el informe clasificado de 66 páginas elaborado por McChrystal, que en resumen decía que si no se enviaban más efectivos era probable que la guerra terminara en un fracaso en los próximos 12 meses. El presidente agregó que las opciones en este caso no eran buenas y aclaró que no aceptaría automáticamente la solución propuesta por el General ni por nadie. ‘Tenemos que abordar esto con el espíritu de desafiar nuestras propias presunciones’.

“Peter Lavoy, vicejefe de análisis de la oficina del director de la DIN, consideraba que tras los ataques con aviones no tripulados, Bin Laden y su organización habían sido golpeados, asediados, pero no acabados, que Al Qaeda se había convertido en la sanguijuela del Talibán.

“Obama quería saber si era posible o no derrotar a Al Qaeda y cómo; si era necesario destruir al Talibán para destruir a Al Qaeda; qué se podía lograr en los próximos años; qué tipo de presencia era necesario tener en Afganistán para poder contar con una plataforma antiterrorista eficaz.

“Lo que no se dijo y todos sabían era que un presidente no podía perder una guerra ni hacer ver que la estaba perdiendo. Obama dijo que iba a ser necesario trabajar durante cinco años y proponía considerar otras prioridades nacionales.”

Fidel Castro Ruz

Octubre 11 de 2010

6:00 p.m.


http://rebelion.org/imagenes/p_12_10_2010.jpg

5.

Reflexiones sobre el 12 de Octubre
El mayor genocidio de la historia



Hace un par de años, un amigo del que me honro, Esteban Mira Caballos, publicó un libro excelente, Conquista y destrucción de las Indias, en el que intentaba averiguar la veracidad de Bartolomé de las Casas en su narración sobre la invasión española y portuguesa de América, la Brevísima relación de la destrucción de las Indias. Esteban es historiador de la Universidad de Sevilla, especializado en el tema de América, y su libro ha levantado ampollas entre profesores y catedráticos de la universidad, sus compañeros de estudios de ideología conservadora. Pero ha sido alabada por Josep Fontana, catedrático de la Universidad de Barcelona y uno de los historiadores más prestigiosos de nuestro país. La integridad intelectual de Esteban está fuera de sospecha: para preservar su libertad de pensamiento, prefiere ser profesor de secundaria y escribir lo que cree verdadero sin depender de nadie. Gracias a ese talante independiente podemos disfrutar de sus aportes innovadores sobre la historia de España.

En ese estudio demostraba que la descripción lascasiana del genocidio americano no tiene un ápice de exageración. Se cometieron barbaries increíbles, crímenes incontables, asesinatos, violaciones y torturas por miles de miles, un reinado del terror para someter a la población indígena del Nuevo Continente recién descubierto. Las Casas habla de millones de muertos, pueblos enteros pacíficos y hospitalarios fueron pasados a cuchillo en el continente, archipiélagos del Caribe devastados quedaron desiertos de seres humanos tras la invasión española, guerras desiguales en las que unos pueblos desnudos y con flechas rudimentarias se enfrentaban a hombres acorazados y armados con armas de acero y fuego; también nos habla de los asesinatos de niños y mujeres embarazadas, de las miles de personas quemadas en la hoguera o empaladas en estacas, de los castigos corporales y el trabajo excesivo, etc. Esteban Mira ha investigado en los diferentes Archivos de Indias, que contienen los documentos de la conquista, para comprobar que todo lo que cuenta Las Casas es verídico, no pertenece a la fabulación del teólogo dominico, sino a los hechos históricos.

Hoy se calcula que el 90% de la población americana desapareció en ese choque de civilizaciones, 70 millones de muertos. Cierto que las epidemia causaron una buena parte de la mortandad; pero también es cierto que la reducción de los pobladores originarios del continente americano a la esclavitud, mediante la práctica de la encomienda, debilitó espiritualmente y corporalmente a los aborígenes con castigos y penalidades, imponiéndoles el trabajo hasta la extenuación. También es cierto que hubo una legislación protectora de los indios, pero sin efecto ni aplicación, fue puro papel mojado para salvar la cara de la monarquía española. La conquista de un territorio tan vasto como el continente americano fue un prolongado acto terrorista en el que una jauría de lobos entro a saco en un rebaño de corderos.

Un argumento que se ha dicho para justificar ese horror es que cualquiera habría hecho lo mismo; incluyendo en ese cualquiera a las propias víctimas. No se puede ignorar el grado de incapacidad moral y la falta de penetración psíquica que contiene esa falacia. En primer lugar, equipara las víctimas a los criminales, todos son lo mismo: si la víctima pudiera se convertiría en verdugo. Pero el hecho es que esas víctimas padecieron los crímenes contra la humanidad, no fueron ellos quienes los cometieron; y los verdugos atentaron contra los derechos humanos sin merecer el más mínimo paliativo. No se puede comparar lo uno y lo otro. Y en su mayor parte la población americana -aún sometida a los imperios azteca, inca y maya-, vivía en paz antes de la conquista. Las Casas describe a los indios como pueblos pacíficos y tranquilos, asaltados por criminales sin escrúpulos.

En segundo lugar, la falsedad de ese argumento no reside sólo en su descalificación de la especie humana en general, sino que indica una peligrosa identificación con los vedugos. Hay que decirlo bien alto y claro: los españoles han sido peores que otros pueblos –y posiblemente lo siguen siendo-; el que se identifique con lo español, con el Estado y la Iglesia de España, es sospechoso de intenciones genocidas. Pues la historia se ha repetido muchas veces, comenzando por la conquista y destrucción de al-Ándalus por los reinos cristianos de la península, siguiendo por la conquista de América, continuando con las guerras de religión en Europa, con la criminal guerra de Cuba y también, ya en el siglo XX, con el genocidio de la guerra del Rif contra la República revolucionaria fundada por Abd-el-Krim. La culminación de esa historia de crímenes fue la guerra civil, un nuevo genocidio contra los pueblos de la península ibérica.

Se ha repetido hasta la saciedad también que el objetivo de la conquista fue la conversión de las masas americanas al cristianismo, la redención de las culturas indias que todavía se encontraban en el paganismo. Se ha hablado de los hechos heroicos que se realizaron en pos de esa grandiosa hazaña por la fe católica. Toda esa épica se puede desmontar en pocas palabras, cuando se conoce la verdad de la historia: los conquistadores no fueron héroes, sino asesinos. Y su objetivo no era la salvación de los indios, sino la búsqueda de oro y plata para enriquecerse y labrarse un futuro de prosperidad al regresar a su patria. Esas riquezas eran robadas a los indígenas americanos, después de matarlos. La mayor parte de los metales preciosos adquiridos era destinado vía impuestos a engrosar las arcas del Imperio, exhaustas por las continuas contiendas entre los Estados europeos. La monarquía española permitió todas las atrocidades porque necesitaba oro y plata para financiar sus guerras en Europa contra los herejes protestantes, buscando su sometimiento a la fe católica. Además recuérdese que los indios tuvieron que trabajar como esclavos en las minas, tras el descubrimiento en Potosí de una fabulosa montaña, llena toda entera de minerales preciosos que hoy en día, después de 500 años, todavía está en explotación.

Buena parte de ese oro fue derrochado por los españoles. No sólo por la financiación de las guerras, sino para la importanción de mercancias. La llegada masiva de metales preciosos a las economías de los reinos peninsulares -Andalucía, Castilla, Valencia, Galicia, Cataluña, etc.-, provocó una inflacción de precios que acabó por hundir la actividad productiva, ya deteriorada tras la derrota del movimiento comunero -de carácter burgués y artesanal-, y la expulsión de moriscos y judíos marranos de la península ibérica. De ese modo desapareció una rica y floreciente industria que se había desarrollado en los albores de la Edad Moderna en la península ibérica. Con la economía hundida, la mayor parte de las mercancías que se consumían en la península ibérica provenía del extranjero. Por eso, la mayor parte de los tesoros importados desde América acabaron en las arcas europeas. Como dice Quevedo, don Dinero nace en las Indias honrado…, viene a morir en España, y es en Génova enterrado.

La cantidad de oro y plata llegada de América fueron utilizadas para acuñar moneda en Europa, de modo que el comerció floreció y con éste la industria. Es la etapa mercantilista del primer desarrollo capitalista: mientras el Imperio español dilapidaba sus ganancias fácilmente conquistadas con el robo y el crimen de los pueblos americanos indefensos frente a los codiciosos españoles, los Estados europeos se empeñaban en atesorar metales preciosos para garantizar el comercio y la prosperidad de sus países. Una prueba más de que el Imperio y el capitalismo van siempre juntos. Dicho se de paso, en eso se equivocó Lenin cuando dijo que el imperialismo es la fase superior de capitalismo; por el contrario, el imperialismo, la rapiña de materias primas para impulsar el desarrollo económico, es la otra cara del capitalismo desde sus orígenes. Lo que pasa es que aquel capitalismo incipiente estaba naciendo entre los pliegues de la monarquía absoluta, protegido por ella; pero también en guerra contra ella. Dicho sea en honor de los holandeses y su guerra de independencia contra el Imperio de Felipe II.

Lejos de los fastos del Descubrimiento, lo que mañana tenemos que conmemorar no son las hazañas gloriosas de nuestros antepasados, sino los crímenes injustificables de nuestra historia. Un día de meditación y humildad, solicitando el perdón de las víctimas y ofreciéndoles la necesaria reparación.

--
Este es un grupo de correos de amigos de la Organizacion Politica Los Necios. Creemos en el debate, en el ejercicio de opinar y difundir pensamiento revolucionario, sentimiento humano. Tambien para hacer acopio de ideas, observaciones, criticas y pensamientos que contribuyan con la construccion de una nueva sociedad hondureña y centro americana, que a la vez nuestra luz crezca y se comparta con el mundo.

¡Venceremos!

¡Necedad!


You received this message because you are subscribed to the Google
Groups "amigos de los necios" group.
To post to this group, send email to
amigos_de_los_necios@googlegroups.com
To unsubscribe from this group, send email to
amigos_de_los_necios+unsubscribe@googlegroups.com
For more options, visit this group at
http://groups.google.com/group/amigos_de_los_necios?hl=es

CARTA A DON PONCIANO, LA EDAD DE LA RAZON.


LA EDAD DE LA RAZON. CARTA A DON PONCIANO.




Podría ser Ponciano, que nos llegue a temprana edad o ya cuando estamos al borde
de doblar las juanetozas o podría ser que nunca llegue como la lotería y vivamos
de pendejos y pendejas toda la vida pensando que las burradas que hacemos es lo
correcto y vaya, quien puede decir que es lo correcto o lo incorrecto, lo
moral o lo inmoral, lo cierto o lo falso, lo bueno o lo malo, es una gran
jodida, Ponciano andarse metiendo en hoyos sin final que por no tener fin quizá
dejan de ser hoyos.
\Toda mi vida he pasado filosofando sobre una camándula de babosadas y bueno al
menos he sido feliz a mi manera haciendo lo que siempre he querido y me ha
gustado, la jodida es que siempre me topo con preguntas sin respuestas y es ahí
donde se me sale el de Soyapango y lanzo fuego no como dragón chino, sino como
el dragón chingado que siempre he sido.

Por ejemplo, una de mis preguntas es: que putas se hace el vergo de millones de
las remesas y que se ha hecho o se planea hacer para la mara esclava en el
exterior? Fijate que de pendejo y no de cachimbón pegue catorce esclavos y los
regué en el mundo como las doce tribus aumentadas en dos y bueno lo que soy yo,
sigo vendiendo lo que nadie compra en el mercado y los villanos que mandan mis
descendientes esclavos sólo llegan y se van como los hueveyos billonarios que
nunca volverán, y lo peor que no es a mi quien se los mandan, sino a la recua
de familiares del otro lado que se lo gastan en un día en pagar intereses de
tarjetas de crédito usurero y en saldo telefónico y vos bien me podrías decir:
Tehuicho es que vos no sabes invertir, pero a la puta Ponciano, no soy sólo yo,
sino casi dos millones y bueno, hablando de los hermanos y hermanas en el
extranjero, mi sugerencia siempre ha sido que les creen escuelas allá y clínicas
aquí para sus familiares, un banquito, pero no el de los acusados y
financiamiento barato para sus actividades comerciales, ya que en definitiva
son ellos y ellas las que mantienen la economía nacional, que por ahora no se la
están hueviando los arenarcos. Sabés otra cosa Ponciano, porque no se crea el
banco de bonos para la mara en el extranjero, bonos con derecho a propiedad,
pero con términos bien definidos y bien asegurado para que no se los vayan a
hueviar.

Otra de mis preguntas y quizá querellas, es que por qué no se castiga a los
diarios chuchos de la nación. Puta, hacen más mal que las mara de la arenarquía
y ya no sirven ni para limpiarse el culo. Con el viaje de el gobierno a Cuba y
los acuerdos de salud, ya estaban jodiendo que por qué no se les da trabajo a
los curanderos de facultades de callejón, ahí en el callejón Honduras hay una
imprenta especializada en dar títulos de médicos, abogados e ingenieros que no
saben hacer ni mierda y quieren que esos profesionales del alpiste sean los que
cuiden la nación, vaya que mierda! Estoy de acuerdo que se les de trabajo, yo
diría; reparando las cárcavas que ha causado el Metro Bus imaginario del
Tacuazín Peinado.

Mira Ponciano, cuando uno ha sobrevivido (sólo ello me hace héroe) a tanto
desvergue en este paisito cabrón, al que vos le has cambiado el nombre por El
Salador, donde si no naciste salado te salan a pura verga, quizá es porque
hayamos madurado temprano, si no te maduraron como a nojotros a puras pijeadas
de la guardia y como yo lo he hecho desde siempre, hay que luchar por la
felicidad personal, si queremos repartir felicidad y alegrías a los demás, para
lo cual es recomendable andar siempre con las pepas bien abiertas antes de que
te las vayan a dejar cerradas a pura verga como le pasó al Choco Tule por andar
tratando de ver lo que no le importaba.

Hay que preguntarse todos los días: Quién soy, yo el viejo Tehuicho, salvado de
la masacre del ochenta allá por Opico camino a Tacachico, vos, un viejo
melindroso que no duerme por estar escribiendo poncianadas, la mayoría, tras el
sustento que ya no sustentan como los pollos inflados y las tortillas
transgénicas mata bichos. Hay que dejar que cada quien haga lo suyo cuando es
por el pueblo y denunciar a los falso mesías escuadroneros de la CIA, a los
ladrones togados y a los culos arrifalfados y así irla pasando sin dejar pasar
sin dejarte joder y metérsela doblada a quien te trate de joder.

La edad de la razón debe ser la razón de la edad, nadie es viejo por pendejo.
Hay que comer bien y no andar cambiando gallinas indias por pollos mantecosos y
huevos indios por paletas, no, no hay que ser majes, hay que despertar y saber
jugar porque en la selección salvatrucha solo golean las duchas como la Chelona
y el mágico que todavía se tira sus buenas gambetas y churrascos al tiempo.

Por otro lado, Ponciano, Que es la vida? Un corto paseo que ni siquiera sientes
cuando termina y de aquí no te llevas nada, entonces para que tanto joder por
tener a costillas de los demás, hay que ser fraterno, comunitario, hay que ser
buen hermano y así, no mucho te joden y si tratan de joderte, te da risa, porque
ellos son los jodidos,. Vos crees que los que se hacen los majes son majes, de
ello es lo que menos tienen, son los más animalas que hay.

Yo me fijo Ponciano, como se pelean por los puestos y bueno aquí nosotros nos
hacemos un salario y no nos jode mucha gente y pasamos alegres desde que amanece
el día hasta que llegan las mara y la policía a jodernos el final del día,
tenemos lo que necesitamos y no necesitamos lo que no tenemos y así razonamos
para vivir y vivimos para razonar, no creas que aquí no filosofamos, huevos tula
y yo atulado, aquí hemos derrotado hasta los más malvados.

Yo estoy más que alegre con el FRENTE, ya dijeron que me les van a dar en la
Buchaca a los que tiene señuelos golpistas, si en mis manos estuviera, yo los
pasearía engrillados a los cuatro del patíbulo y a Tobillo Becerro y a otros
putos sinvergüenzas por las calles del Mercurio y sacaría de cachiporras sin
gorra a la Kuka Loca y a la Gloria Galloviudo para que se les derrita el embudo.

Bueno Ponciano, diles a tus cheras que pasen por el puesto, estamos vendiendo
yuca pelada para el mal puesto y armaños de pievenado para los coenas ahuevados.

Nicho Tehuicho
Tienda de Consejos Familiares
Donde Todo Se Arregla Sin Reglas.
EL Mercurio Central.